La Educación Virtual es Parte de la Cotidianidad

Kevín Triana, estudiante de 11vo grado en el Colegio la Giralda en Bogotá, Colombia

En Junio, un grupo de alumni de la red de Teach For All que son parte del Grupo de Políticas Públicas en Latinoamérica organizaron dos llamadas para reunir a estudiantes de diferentes partes de Latinoamérica con el propósito de brindarles un espacio para compartir cómo se están sintiendo durante la pandemia COVID-19 y el cierre de las escuelas. El grupo organizó dos llamadas en las que asistieron más de 140 personas. Kevin Triana, estudiante de 11vo grado en el Colegio la Giralda en Bogotá, Colombia, compartió la siguiente reflexión acerca de su experiencia participando como estudiante panelista durante la primera llamada. 

Es importante comentar que la educación es uno de los entornos más afectados actualmente por la pandemia, la cual presenta una serie de limitantes que no se desarrollaron en el pasado; como es el desarrollo de las TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación) e igualmente la implementación de estrategias digitales para el aprendizaje.

En consecuencia no existe un buen funcionamiento del sistema educativo, lo que se traduce en una mala preparación tanto de estudiantes como docentes en el manejo de plataformas y el deterioro en la transmisión de la información, lo que genera que no exista un proceso de aprendizaje adecuado a la altura de lo que se venía realizando presencialmente. Teniendo esto en cuenta, vale la pena realizarse las siguientes preguntas: ¿La educación virtual está tan distante como se piensa? ¿La educación mundial debería empezar a cambiar y dejar los métodos tradicionales? 

En cuanto a la llamada realizada por el Grupo de Políticas Públicas en Latinoamérica, quiero recalcar que es uno de los mejores espacios de comunicación dispuestos a empatizar con personas, las cuales pueden tener una situación similar o totalmente diferente, logrando así que los diferentes puntos de vista sean escuchados con el fin de buscar un bien común y la participación de los jóvenes estudiantes. 

Creo que estos espacios son fundamentales para promover el diálogo en una sociedad, ya que dan prueba de la innovación y evolución de épocas. Esta llamada fue una prueba de ello, teniendo en cuenta que los jóvenes fuimos los principales actores y oradores, y dimos a conocer nuestras opiniones respecto al futuro de nuestras instituciones y sistemas educativos. También fue un espacio que generó conciencia en cómo debemos llevar este proceso de la educación en tiempos de pandemia, apuntándole siempre a algo mejor.

De igual forma quisiera agregar que la llamada fue una experiencia maravillosa, en la cual me sentí bastante cómodo y fascinado, escuchando cómo personas de diferentes países enfrentan y están llevando esta situación, haciéndome reflexionar en cada intervención sobre cómo sería esa educación virtual estable o si de verdad llegaremos hasta ese punto. 

Para mi fue un orgullo representar a mi país, ya que a través de mi pude expresar las voces y la situación de muchos estudiantes a nivel nacional. Fue un honor haberlos representado, dar cuenta del trabajo y esfuerzo de muchas personas. 

En este orden de ideas, puedo decir que la educación no se encuentra en su mejor momento pero con el pasar del tiempo tendrá un mejor desarrollo. Esto no es solo un trabajo de los docentes, sino también debe ser un trabajo en equipo en el cual los estudiantes conozcan los elementos y factores que están inmersos en los diferentes procesos educativos.

Lea esta historia en inglés